Filosofía, Lectura, Lectura sobre arte

Camas [Groucho Marx]

Solo se necesita un viaje de tren Aranjuez-Madrid (45 min) para leer este, su primer libro (1929).

Con su original speech Groucho escribe su tesis como experto en Camas. Se declara a sí mismo como monócamero (monócamero llamado a aquellos que son siempre fieles a una cama y no les gusta cambiar) explica las ventajas de dormir solo [osea, todo un capítulo en blanco, sin escribir una palabrA]; también explica como evitar que un individio se meta en la propia (aquellos llamados policameros) o que pasó en algunas camas célebres.

Ha estado bien recordar que pasamos un tercio de nuestras vidas en la cama, y como dice Groucho si eres actor, pasas dos tercios de tu vida en ella, hay que disfrutarla y tenerla en cuenta. El texto esta acompañado de anecdótas divertidas como suelen ser todos sus discursos.

“Conocí a un hombre que invento las farolas que se hacían camas, para que los policías que hagan el turno de noche puedan descansar. Fijaros que ese hombre no fue un inventor de segunda categoría. Se trata de el hombre que ha perfeccionado la nueva trampa sin agujeros para ratones. El ratón que, al oler el queso, se acerca a la trampa, queda atónito al no hallar agujero por donde meter el hocido, se disgusta y exclama:

!Al diablo con eso, vayamos a la puerta de al lado, donde las trampas tienen agujeros!
Cuando se consigue que semejante genio se interese por las camas, ¿Quién sabe adónde podemos llegar?”

Un recuerdo sobre camasImagen de previsualización de YouTube

Standard
Lectura, Lectura sobre arte

40 años en el arte neoyorquino [Marcia Tucker]

Whitney Museum, MOMA, The New Museum, Marcel Duchamp, Andy Warhol… desde la escritura de una conservadora del arte contemporaneo Marcia narra su vida entre artistas, obras de arte, tragedia y duro trabajo.

Hace muchas reflexiones interesantes para mi. Y referencias a escritores, artistas y filósofos:

  • [... Hablando de como catalogar las obras y su sentido]. Muchas veces pecamos por desconocimiento del arte o de las obras, Marcia Tucker en este libro hace referencia a una nota de Leo Steinberg diciendo: “Si una obra de arte te molesta, probablemente sea buena obra. Si la odias, es probable que sea magnífica”.
  • [... Seguimos hablando de como catalogar las obras y su sentido]. Ella también pensaba que las obras de arte importantes plantean más preguntas que respuestas. De otra forma también nos recuerda que las obras deben hacernos prestar atención a aquellas cosas que podrías de otro modo, pasar por alto.
  • [... Hablando del dualismo entre el cuerpo y la mente. Cuando un espectador prefiere la idea antes que el arte (algo de lo que se le acusaba a Marcia cuando era Directora del New Museum of New York)]. Ella defendía conceptos, contextos, el cómo, dónde de una obra y no solo el análisis de las propiedades formales de la obra. Fue criticada por preferir las ideas al arte, pero como ella decía: Como se puede separar las ideas del arte? cuando existen esos dualismos?
    Marcia hace referencia a Karl Marx (el cual hablaba de dualismos entre el cuerpo y la mente: el sufrimiento mental y el sufrimiento físico). Él decía que sólo hay un antídoto para el sufrimiento mental, que es el sufrimiento físico. Pero el dolor sólo ralentiza la mente durante un pequeño lapso de tiempo (Marcia Tucker descubrió el chocolate que funciona mucho mejor que el sufrimiento físico :)).
    O tal vez Karl Marx estaba en lo cierto, ambos sean distintos, y en realidad tu mente es quien le grita a tu cuerpo: “Imbécil, te has dado en el dedo del pie y ahora no podrás llevarme donde quería”.
Imagen de previsualización de YouTube
Standard